Anuncian “El Réquiem de Mozart”, bajo la dirección general de Pepe Olivares

0
74

Dirige Pepe Olivares espectacular montaje: El Réquiem de Mozart, idea original con la OSN, Rasta Thomas y la Compañía de Danza Contemporánea de Cuba

Hace tres años, Pepe Olivares tuvo un sueño: convertir el “Réquiem” de Mozart en un mensaje de paz para México. Fue difícil, pero finalmente el 7 de noviembre lo verá realizado, gracias a la participación de Cenit Espectáculos, en el Auditorio Nacional con un concierto al que, además, le ha agregado elementos que lo hacen espectacular.
Porque no se trata sólo de la interpretación musical (que estará a cargo de la Orquesta Sinfónica Nacional, bajo la dirección de Carlos Miguel Prieto), sino también de una escenografía fastuosa y una coreografía ejecutada por la Compañía de Danza Contemporánea de Cuba.
“La idea surgió después de haber visto la espectacularidad de ‘Carmina Burana’. Ahí comencé a idear un proyecto igual de grandioso para el Réquiem, que es mi pieza favorita de Mozart, quien es obviamente mi autor favorito”, explica Olivares.
Tras varios intentos de levantar el espectáculo, finalmente cayó en las manos de Edith Morales, quien le ha ayudado a producir el proyecto.
“Y ahora finalmente tenemos fecha de estreno mundial el 7 de noviembre en el Auditorio Nacional”, señala Olivares con entusiasmo.
Su estado de ánimo no es sólo por el orgullo de estrenar un proyecto personal, sino porque representa la primera vez que el Réquiem será llevado a escena como un espectáculo multidisciplinario. “En algunos lugares del mundo han intentado hacer adaptaciones a la danza o al teatro pero nunca todo junto. Esta será la primera vez que se haga de esta manera”.
La dirección musical estará a cargo de Carlos Miguel Prieto (director de la Orquesta Sinfónica Nacional), gracias a la importante colaboración de Claudia Hinojosa, directora ejecutiva de la OSN; la coreografía es de Jorge Céspedes y la escenografía la construye Arturo Nava.
Además, el solista Rasta Thomas vendrá desde el American Ballet Theater para ser el bailarín invitado de la Compañía de Danza Contemporánea de Cuba.
Todo este equipo de trabajo se ha puesto al servicio del Réquiem en D Meno pero también de un ideal.
Y, por si fuera poco, también contará con la participación del Coro en Harmonía Vocalis, del maestro Fernando Menéndez.
“Esta pieza me apasiona por una razón: vivimos momentos difíciles en México. Cada día nos enteramos de que hay muertos en Guerrero, en Jalisco, en muchos lugares de nuestro país en donde la violencia se ha convertido en algo normal. Y precisamente ahí entra el mensaje de Mozart, que hizo un homenaje a la vida. La muerte es una cosa natural pero los seremos humanos no debemos acostumbrarnos a que llegue por medio de la violencia. De eso trata el Réquiem”, que ofrecerá sus funciones a beneficio de la Fundación Reintegra.
La función del 7 de noviembre en el Auditorio Nacional es a las 8:30 y para Pepe representa apenas el comienzo: “Queremos llevarlo a muchos lugares para que lo escuche la mayor cantidad posible de mexicanos”.
En lo personal, además, este proyecto representa la culminación de una larga carrera de Pepe Olivares, dedicada al teatro musical, la zarzuela y la ópera.
Como actor, productor y director, Olivares ha hecho desde El hombre de la Mancha, con Julio Alemán, hasta La viuda alegre, con Angélica María.
Por eso mismo, el salto que da ahora con “Réquiem” significa la realización de un doble sueño: llevar su mensaje de paz y la consumación de un proyecto en el que ha invertido tres años.

Leave a Reply