La preparación de estas fórmulas debe realizarse a conciencia, es decir, debemos tener en cuenta la cantidad de peces que tengamos y qué tipo de alimentos prefieren. Como ejemplo podemos poner al Hypancystrus zebra que es un “pleco”, pero sus necesidades son carnívoras y no herbívoras como la mayoría de sus parientes cercanos.

En cualquier caso estos alimentos suministrados en exceso desequilibrarán las condiciones del agua, aumentando los Nitritos y enturbiando el agua.

Todos lo ingredientes deben licuarse bien hasta obtenerse una pasta. Luego se cocinará a fuego lento por un período de 20 a 30 minutos. Debemos contar con recipientes para que este alimento se conserve en un freezer o refrigerador.

Fórmulas:

a) 500 grs. de hígado .
10 hojas de acelga .
1 huevo (incluida la cáscara).
1 taza de agua.

b) 1 parte de camarón molido.
1 parte de harina de trigo.
1 parte de harina de lentejas.
1 huevo.
1 parte de huevas de pescado.

c) 100 grs. de germen de trigo.
100 grs. de avena arrollada.
200 grs. de tubifex.
100 grs. de hígado.
1 taza de agua.

d) 500 grs. de corazón de buey.
200 grs. de hígado de pollo.
1 zanahoria.
10 hojas de espinaca.
50 grs. de arvejas.

Algunas de estas preparaciones pueden ser enriquecidas con vitaminas de venta comercial para humanos, sobre todo en los alimentos para bebés.