Alma Cid construye Macroperas para la extracción de hidrocarburos en Chicontepec

0
2217

En el suelo mexicano se desarrollan importantes proyectos para la extracción de las reservas de crudo, tal es el caso del plan puesto en marcha en el municipio de Chicontepec, Veracruz, ubicado en la Sierra Madre Oriental, y el cual representa una gran oportunidad para la economía nacional. Actualmente es posible extraer diariamente cerca de 75 mil barriles del hidrocarburo de origen fósil y esta cifra se mantiene en constante aumento gracias a la inversión realizada por PEMEX y a obras como las Macroperas que desarrolla Alma Cid. Cabe destacar que el Petróleo es un producto indispensable para la dinámica económica de la industria mundial, de donde se obtienen la mayor parte de los productos que son procesados y convertidos en bienes de consumo.

El Activo Integral de Aceite Terciario del Golfo (AIATG), mejor conocido como Chicontepec, es uno de los yacimientos más complicados de perforar en México, ya que su topografía es montañosa, pero a la vez es el terreno ideal para que Petróleos Mexicanos (PEMEX) explote el suelo para incrementar la extracción de hidrocarburos. El reto representa la perforación masiva de pozos no convencionales, para ello se requiere la implementación de las denominadas macroperas.

Las macroperas son las plataformas de perforación en tierra para extraer hidrocarburos, las cuales permiten operar pozos estratégicos en el activo de Chicontepec, cuya relevancia nacional radica en que, con este proyecto, se podrá extraer el 39% de la reserva total de hidrocarburos; es decir la reserva encontrada equivale a 17 mil 700 millones de barriles de petróleo crudo. Así, las macroperas son parte fundamental en el proceso de extracción del petróleo, ya que la única manera de saber si hay petróleo en el sitio donde la investigación geológica propone que se podría localizar un depósito de hidrocarburos, es mediante la perforación de un pozo.
Por esta razón, Constructora y Fraccionadora Alma Cid, S.A. de C.V. se encuentra desarrollando la construcción de macroperas -desde febrero del 2009- para la extracción de hidrocarburos de Chicontepec. Este proceso inicia con la localización del punto de perforación, a través de un GPS y la liberación del sitio por parte del INAH para evitar dañar vestigios arqueológicos.

El proceso no solo implica la construcción de la macropera, sino también el camino para poder llegar al sitio que será perforado, -este puede llegar a ser de varios kilómetros de distancia- e involucra un trabajo de terracerías y movimiento de tierras para lo cual se utilizan alrededor de 15 máquinas simultáneamente como: Tractores D8 y D9, Motoconformadoras, Vibrocompactadores, Compactadores pata de cabra, Excavadoras, Retroexcavadoras y Payloders. Una macropera implica mover miles de M3 de material para preparar el sitio y generar un área de trabajo segura y respetando los estándares de calidad y cuidado ambiental que exige la dependencia. Así, una vez que Alma Cid ha entregado cada plataforma (18 hasta el momento), ingresa una empresa perforadora que confirma si hay o no crudo, y qué tipo de crudo es.

Cabe destacar que en la construcción de macroperas se involucra el trabajo de ingenieros, topógrafos, geólogos y operadores. Justo por ello se requiere de una empresa sólida y con experiencia que tenga los recursos tanto humanos como materiales para terminar un proyecto como el de Chicontepec. Con base en lo anterior, Alma Cid (como se le conoce comercialmente en el sector) es una empresa líder en el ramo apta para este tipo de proyectos, ya que en sus tan solo para este proyecto ha movido más de 3 millones de m2 de material, equivalentes a llenar de tierra el estadio azteca 5 veces.

Deja un comentario