Clásico de intenet

0
663

Clásicos de Internet

Desde su nacimiento Internet ha sido una gran herramienta de consulta, no por nada google es considera por muchos como el maestro; pero que hay de la otra parte, si esa parte, aquella que nos entretiene y divierte durante largos periodos de tiempo, aquella parte que saca nuestro lado oscuro, aquel que se divierte con el infortunio ajeno, nuestro ocio que se regocija ante los chistes mas simplones. No lo nieguen, cuantos de ustedes no han entrado a www.youtube.com ha relajarse un rato con videos tontos y sin sentido, ó perdido horas leyendo correos y hoax que no llevan a ningún lado.

Admitámoslos, Internet revela nuestro lado ocioso, y para satisfacer esa oscura personalidad que todos llevamos dentro, me di un buen chapuzón en la intenet buscando las cosas más absurdas y sin sentido que nos diviertan.

Y para todos aquellos que disfrutan de la ironía, les presento la versión censurada de A poco no”.

1. Cuando después de traer el cabello largo, decides ir a cortártelo cortitito, a la salida de la peluquería encuentras a un amigo y pregunta:
“¿¿Wey te cortaste el pelo??”,
Apoco no te mueres por decirle:
“No tarado me creció la cabeza”.

2. Cuando te acaban de asaltar, llegas a la casa y le dices a tu herman@:
“que crees wey me asaltaron”
Y el muy idiota pregunta “¿Quién?”,
Apoco no matarías por decirle:
“Mira era Pedro Perez, tengo su dirección y teléfono”.

3. Cuando se te pierden las llaves o la cartera, tu herman@ te ve desesperado y pregunta:
“¿Pues dónde las dejaste wey?”,
Apoco no le darías un fregadazo en la cara y le dirías:
“¡¡¿Sabes wey?, las dejé en el coche pero me fascina llegar a la universidad tarde y andar como estupido por toda la casa buscándolas, quizá así bajo de peso!!”.

4. Cuando vas llegando a tu casa y tu hermano (sí, el wey de siempre) pregunta:
“¿Ya llegaste wey?”…
Apoco no le dirías: “No wey estás viendo un holograma, mi verdadero yo aún está en la universidad”.

5. Cuando estás en un bar y te encuentras a un amigo en pleno brindis y te pregunta:
“Wey, ¿qué haces aquí?”,
Apoco no resistes a contestarle:
“Nada baboso, vine a limpiar los ceniceros, pero ya acabé de hacerlo, ya me voy”.

6. Cuando un amigo te llama por teléfono y te pregunta:
“¿Qué haces?”…
(Esta pregunta tarada todos la hacen, y la respuesta de mi parte si pudiera sería:
“Creo que hablando por teléfono”).

7. Cuando vas con tu amiga que está embarazada (con 8 meses de embarazo) en el centro comercial, y se topan con un amigo que desde la secundaria no veían y le pregunta a tu amiga:
“¿Estás embarazada”?,
Si yo fuera esa amiga diría:
“No, ¿cómo crees?, es que voy a cumplir nueve meses con problemas digestivos severos pero nada más”.

8. Cuando te fuiste de reventón el viernes y tú estúpido amigo (sí el mismo wey de siempre) te llama el sábado a las siete de la mañana para ver si van a hacer ejercicio junto y pregunta:
¿Te desperté?”,
Por poco no te dan ganas de recordársela y decirle:
“No wey, siempre atiendo el teléfono con voz modorra para ver si alguien me lo pregunta”.

9. Cuando le preguntas a tu hermano (sí, sí, el mismo wey de hace rato)
“¿Wey te diste cuenta si salió mi papá?” y el wey contesta “¿A qué hora?”, con ganas de sumergirle la cabeza en una alberca de acido y decirle:
“Como a las 7:00 de la mañana, es que me gusta confirmar lo que veo porque creo que padezco un poco de Alz Heimer”.

10. Cuando estás la fila para entrar al cine cargando tus palomitas, refresco, nachos, helado, dulces, y tu hot dog y te encuentras a un amigo (insisto el mismo wey de siempre) y te pregunta:
“Wey, ¿vas a entrar al cine?”,
¡¡¡¡¡GRRRRRRRRRRR!!!!! Apoco no te gustaría decirle: “No wey, quiero ver si bato el record de cargar por más tiempo en una fila, palomitas, refresco, nachos, dulces, helado y un hot dog”.

11. Típico, vas caminando por la universidad a prisa para llegar a tiempo a tu clase de 8:00 p m. y de pronto das el marranazo (te caes) en la escalera, te sobas y estás privado de dolor en el suelo a punto de llorar, y tu amigo wey (ok, digamos que este es otro wey, no el de siempre), te dice:
“Wey, ¿te dolió?”,
Apoco tu respuesta no sería…
“No wey., estoy practicando mis caídas porque quiero ser ‘doble’ en la próxima película de Arnold Schwarzenegger .

Si les gusto este, prepárense por que vienen más.

Deja un comentario