Para comer más saludable, ¡empieza por el postre!

0
242

Para alimentarnos de forma saludable, los expertos nos recomiendan llevar una dieta balanceada, lo que se convierte en una verdadera hazaña en nuestro día a día, sobre todo cuando comemos fuera de casa. ¿Quién se resiste a una suculenta lasaña de carne o a un delicioso pastel de chocolate?

La buena noticia es que elegir estos alimentos altos en calorías al inicio puede contribuir a seleccionar alimentos más saludables, en cualquier buffet de comida que nos encontremos o, incluso, en su réplica digital (las apps de comida a domicilio). Comer saludable puede que no dependa de una dieta, sino simplemente de cambiar el orden de presentación de los platillos.

En un reciente estudio realizado junto con nuestros colegas David Flores, del Tecnológico de Monterrey, y Martin Reimann, de la Universidad de Arizona, hemos demostrado que cuando se elige primero un platillo alto en calorías, en los sucesivos tiempos se prefieren platillos más saludables, llevando a reducir de esta forma el consumo calórico total.

En cambio, si nos limitamos y elegimos primero un platillo saludable, es probable que en lo sucesivo nos excedamos y escojamos platos menos saludables. Este principio se explica porque al elegir un alimento saludable sentimos que “nos portamos bien” y merecemos recompensarnos con opciones más indulgentes.

El orden de los factores sí altera el resultado

En la investigación, “If I Indulge First, I Will Eat Less Overall” (Journal of Experimental Psychology: Applied, 2019) validamos nuestra hipótesis: escoger primero un platillo saludable, como una ensalada verde o un plato de frutas, nos hace sentir que avanzamos en nuestro objetivo de comer saludablemente, llevándonos a elegir en lo sucesivo alimentos más calóricos; mientras que escoger primero un alimento menos saludable, como un pastel de queso de postre, nos indica que no avanzamos en nuestro objetivo de comer saludablemente, y, por lo tanto, es menos probable que nos excedamos en los siguientes alimentos que elijamos.

La clave está en el orden en que se presentan las opciones. En otras investigaciones se han demostrado la importancia del primer objeto en una secuencia, como puede ser un buffet de comida, donde se presentan las opciones de forma visual, y donde existe un tiempo limitado para evaluar y tomar decisiones. Esto se ha denominado efecto de primacía. En las decisiones que se realizan de forma secuencial, el primer objeto que se presenta influye más en las siguientes decisiones ya que se recuerda mejor y deja una impresión más fuerte en nuestra mente.

Aplicación

Las estrategias basadas en el orden de presentación de la comida pueden ayudar a los restaurantes y proveedores de alimentos a responder a la preocupación de incentivar una alimentación más saludable, sin limitar las opciones de los consumidores. Con índices de obesidad que se han triplicado desde 1975, según las Organización Mundial de la Salud, es importante generar de forma creativa innovaciones en el sector. Nuestra investigación puede servir tanto a restaurantes con buffet o a aplicaciones web y servicios de comida a domicilio.

Deja un comentario