Alfombristas Mexicanos: arte nacional de reconocimiento mundial

0
327

Alfombristas Mexicanos: arte nacional de reconocimiento mundial

El próximo 30 de marzo, la organización Alfombristas Mexicanos instalará una pieza monumental de más de mil 500 metros cuadrados de extensión en la explanada del Monumento a la Revolución, siendo la alfombra floral más grande que se haya hecho hasta el momento en la CDMX.

El evento forma parte de las actividades previas al Festival Flores y Jardines (FYJA), que se realizará el próximo 28 de abril en el Jardín Botánico de Chapultepec. El Festival FYJA busca proyectar a la Ciudad de México como una metrópoli vanguardista en la generación de espacios verdes que contribuyen a la calidad ambiental, así como a la mejora del paisaje urbano.

Cualquier calle, plaza, patio, explanada o espacio público es un lienzo en blanco para ellos. Su materiales de trabajo son flores, frutos, semillas, arena o grava de colores. Su arte dura poco tiempo pero, por su magnitud y belleza, se queda grabado en nuestra memoria. Son los Alfombristas Mexicanos, dignos representantes del ‘arte efímero’ a nivel mundial, y mensajeros de la identidad, historia, espiritualidad y cultura de nuestro país.

El alfombrismo es una forma de expresión artística presente en varias partes del mundo: en Europa, se encuentra en países como España, Italia, Bélgica y Alemania; en Asia, en Japón y en la región del Tíbet; en América, por ejemplo, existen bellas expresiones de este arte efímero en Guatemala, Argentina y, por supuesto, en México.

Uno de los principales objetivos del alfombrismo es transformar un espacio público en una obra de arte colectiva. A través de un performance, se convoca a una comunidad para que participe en el armado de las alfombras, algunas monumentales y otras de dimensiones más discretas. La experiencia se completa con un diseño de iluminación, sonido, video y escenografías que siguen la misma temática de la alfombra; al final, se obsequian los materiales con los que se confeccionó la pieza, ya sean flores, frutas, semillas o cualquier otro componente que pueda reutilizarse, aludiendo al carácter ambiental de este arte.

Como toda labor artística, el alfombrismo comienza con una etapa de conceptualización y diseño. El tema a elegir generalmente depende de la efeméride o evento que quiera celebrarse. Los Alfombristas Mexicanos han estado presentes en fiestas religiosas o actividades que conmemoran algún hecho trascendental para una región de México o el mundo.

Comenzado con su pueblo de orígen, Huamantla, Tlaxcala, los Alfombristas Mexicanos llevan a cabo la “Noche que nadie duerme”, tradición que consiste en la peregrinación de la Virgen de la Caridad y en la que llenan las calles del pueblo de coloridos tapetes de aserrín conmemorativos.

A nivel mundial, estos artistas mexicanos han participado en eventos como el V Congreso Internacional de Arte Efímero, celebrado el 10 de junio en El Vaticano; en el Museo de las Religiones del Mundo, en Taiwán, China; en el Berlín ITB 2014; en la feria Züspa Zürich y en diversos festivales alrededor del mundo.

Al igual que sus trabajos pasados, lanzarán una convocatoria del 21 de febrero al 10 de marzo en su sitio oficial www.alfombristasmexicanos.com para buscar colaboradores y personas que se sumen a esta única experiencia que se llevará a cabo el 30 de marzo en el Monumento a la Revolución de la CDMX.

Leave a Reply