RAPPITENDEROS SE UNEN PARA AYUDAR A LOS AFECTADOS POR EL SISMO

0
92

• Rappi ha donado $200 mil pesos en especie para los afectados y los trabajos de rescate, y ha recibido más de $1 millón y medio de pesos en aportaciones de sus usuarios.
• En su plataforma habilitaron un botón para que la gente pueda donar de manera fácil y rápida.
• Rappi cuanta con un centro de acopio ubicado en La Casa del Rappitendero en la calle de Tonalá, colonia Roma.
Ciudad de México, a 28 de septiembre del 2017 — El terremoto del pasado martes 19 de septiembre despertó en la sociedad mexicana una ola de generosidad y solidaridad que salió a las calles para ayudar a quienes resultaron afectados. El ejemplo de unión que demostramos los mexicanos dio la vuelta al mundo y confirmó que somos un país capaz de enfrentar las adversidades.
Parte de esa respuesta masiva estuvo en las manos y bicicletas de los rappitenderos. Los mensajeros naranjas, que cotidianamente llevan todo tipo de encargos en la Ciudad de México, Monterrey y Guadalajara, fueron parte de los miles de voluntarios que reaccionaron para ayudar a quienes lo necesitaban.
“Fuimos testigos y participes del gran esfuerzo que permitió a este equipo unirse a las labores de emergencia y ayuda”, comenta Alberto Alejandré, director de rappitenderos en la Ciudad de México. “Hubo rappitenderos que iban y venían de Xochimilco a la colonia Roma hasta cuatro veces al día sólo para ayudar”.
Sin dudarlo un grupo de 50 rappitenderos se unieron de manera voluntaria a las labores de rescate en las zonas más afectadas por el sismo y utilizaron la tecnología, así como la red logística de la plataforma para llevar ayuda inmediata a donde más se necesitaba. Aprovecharon que el modelo de negocio de Rappi tiene la capacidad de adaptarse al entorno incluso en el momento más crítico para apoyar a la gente afectada.
Al día siguiente montaron un centro de acopio y un centro de operaciones en La Casa del Rappitendero en la colonia Roma. En este lugar, normalmente los mensajeros naranjas pueden descansar y coordinarse en sus jornadas diarias de trabajo. Para entonces, ya eran más de 400 rappitenderos apoyando.
De inmediato los rappitenderos crearon brigadas que se distribuyeron en albergues, centros de acopio y zonas de rescate. Allí recogían las necesidades en cada sitio y se dirigían al centro de operaciones para repartir los productos que les solicitaban. Si no había en existencia, los compraban con las donaciones que recibieron a través de la plataforma.
“Habilitamos un botón de donación donde la gente podía hacer su aportación desde la aplicación o página web para la Ciudad de México, Monterrey, Guadalajara y nuestros usuarios en Brasil y Colombia”, explica Sebastián Mejía, cofundador de Rappi. “Muchas personas querían ayudar, pero no tenían la posibilidad de moverse o salir de sus casas por la incertidumbre de lo que estaba ocurriendo y con tres click´s en la plataforma pudieron resolver esa necesidad”.
La opción de donar a través de la plataforma estará activa hasta el 15 de octubre. Hasta la fecha se han recaudado más de 1 millón y medio de pesos en donaciones que han sido repartidas en las principales fundaciones de ayuda como: Cruz Roja Mexicana, Topos México y Fundación Carlos Slim. Además, Rappi ha donado $200,000 pesos en especie, tanto en alimentos como en medicinas y herramientas para la búsqueda y remoción de escombros.
“La ayuda corría de forma masiva, las manos sobraban en las zonas de desastre y nos dimos cuenta que agregaríamos más valor ayudando con lo que mejor sabemos hacer: llevar cosas de un lugar a otro”, afirma Ángel Luna, rappitendero de la Ciudad de México. “Coordinamos miles de viajes y pudimos llevar artículos y equipo de Interlomas a Xochimilco”.
Otra forma en que Rappi está colaborando a enfrentar esta crisis es absorber la comisión que el cliente paga al pedir un rappifavor en las zonas afectadas, los centros de acopio y albergues. De esta manera los usuarios de la plataforma pueden enviar ayuda a quienes los necesitan de forma inmediata y sin entorpecer la movilidad en la ciudad.
El apoyo no se limitó al transporte de productos. Un equipo de rappitenderos en motocicleta colaboran con la iniciativa “Salva tu Casa” para llevar arquitectos y especialistas a hacer valoraciones urgentes de edificios afectados por el temblor. También brindaron servicio a doctores y paramédicos que necesitaban moverse por la ciudad para atender emergencias, e incluso algunos miembros del equipo ofrecieron sus vehículos para llevar ayuda a las zonas de desastre en Estado de México, Morelos y Puebla.
“La respuesta ha sido de lo mejor, el apoyo en redes y el cariño ha rebasado cualquier pronóstico. La gente al pasar por la casa del rappitendero aplaudía, tocaba el claxon y sonreía”, concluye Guillermo Covarrubias, rappitendero de la Ciudad de México. Ha sido muy importante para todo nuestro equipo, se han sentido muy reconocidos, y orgullosos de rodar con la chamarra de Rappi”.

Leave a Reply