Vida y EstiloVinos, licores, destilados y bebidas

22 historias y mitos del mundo en una copa

Con motivo del Día mundial de los jardines botánicos, The Botanist resalta la importancia de la flora de Islay, ingrediente principal de este icónico dry gin.

 Desde Shakespeare hasta El Bosco, los jardines han sido el escenario para esa narración inabarcable que llamamos humanidad. Son símbolo de fertilidad, alimento, arte y belleza, ya que las flores y plantas que los conforman, resguardan los colores, historias y sabores de cada región particular en el mundo: como el naranja intenso del cempasúchil en México, el enigmático púrpura de la sakura en Japón, o los 22 de botánicos de Islay, Escocia, que, en conjunto, crean un dry gin único: The Botanist. 

Este Día mundial de los jardines botánicos, The Botanist recuerda a las 22 flores y plantas que dan forma a su sabor, las cuales son recolectadas, a mano y una a una, por botánicos expertos en Islay, Escocia. 

Menta

La menta es una hierba a la que se le ha asignado un gran valor desde la antigua Grecia e incluso en civilizaciones más viejas. La menta era una náyade (una ninfa de agua) que intentó seducir a Hades, pero fue capturada en el momento preciso por Perséfone, quien la convirtió en una hierba con olor dulce y agradable. 

Menta acuática

Es la variedad más común de menta, y es fácil encontrarla a la orilla de ríos y en The Botanist. 

Manzanilla 

La manzanilla expide un olor familiar y perceptible para casi todo el mundo. Desde hace siglos, a partir de la Edad Media, era plantada en jardines en los que se solían dar paseos. Al pisarlas, estas plantas compartían su aroma con los caminantes, esparciéndose por el campo con cada nuevo paso. 

Cardo

El cardo es el símbolo de Escocia. Se cree que su relevancia derivó de la batalla de Largs en 1263, cuando un soldado descalzo del rey nórdico Haakon IV, sin darse cuenta, caminó sobre un cardo mientras avanzaba sigilosamente hacia el campamento del ejército escocés. La planta lo lastimó, provocando un chillido de dolor que reveló su ubicación y permitió que los escoceses pudieran repeler el ataque. 

Abedul pubescente

El nombre de este árbol es antiguo y se cree que surgió del sánscrito bhurga, “un árbol del que su corteza se utiliza para escribir”, algo que resulta cierto ya que su corteza podía separarse en finas capas y se utilizaba para crear pergaminos, principalmente en la Rusia medieval. 

Saúco

Se trata de uno de los árboles con mayor peso en la mitología de Occidente. Se dice que Judas se colgó de un saúco –el texto anglonormando del siglo XIV llamado “Los viajes de Sir John Mandeville” habla sobre esto: “el árbol de saúco que judas utilizó para colgarse, por desesperación que tenía, cuando vendió y traicionó a nuestro Señor”.

Hierbabuena

Está planta es la base de uno de los aceites esenciales más venerados –los egipcios, romanos y griegos lo tomaban para mejorar su digestión y para aliviar dolores estomacales, además que ha sido comprobado que es uno de los agentes más efectivos contra el resfriado común, si se toma al principio de la enfermedad, usualmente en té–.

Ulex

Desde hace mucho tiempo, se decía que el Ulex tenía grandes cualidades y poderes, especialmente en la mitología Céltica, probablemente hace miles de años, cuando los mitos de las islas británicas apenas se estaban confeccionando. Las espinas eran vistas como “líderes o jefes” –y esto tiene sentido: son excesivamente agresivas al tacto y excepcionalmente duras y resilientes.

Espino

Desde la época de la antigua Grecia, el espino ha sido considerado como un emblema de esperanza. Las supersticiones hablan de que si se arranca un espino o se maltrata mientras florece,  esto conducirá la mala suerte hacia nosotros.

Perifollo oloroso 

John Gerard asegura en su famoso texto herball, or generall historie of plantes de 1597 que “es muy buena para aquellas personas que son aburridas y no tienen coraje; regocija y conforta al corazón, e incremente el afán y la fuerza”. 

Brezo

Un emblema de Escocia por sí mismo. La Reina Victoria, quien amaba esta región, llevó un manojo de brezo en el buqué de boda que le dio al Príncipe Albert. 

Junípero

En la Edad Media, el junípero era un símbolo de castidad y virtud –un hecho que resultará peculiar para todo aquel que disfrute de un buen gin–.

Galium verum

En el imaginario cristiano, ésta era una de las yerbas que formaban parte del pesebre de Cristo, y en la Edad Media, en inglés, se le conocía como “la hierba del lecho de nuestra Señora”.

Hoja de limón

Esta planta ha sido utilizada desde hace muchos años como tónico para el estrés, la depresión y la ansiedad. En el siglo XVII, John Evelyn escribió respecto a ella: “la hoja de limón es excelente para la mente, fortaleciendo la memoria y alejando poderosamente a la melancolía”.

Filipendula ulmaria

Los magos de Welsh, Math y Gwydion, hicieron una novia para Llew Llaw Gyffers de filipendula ulmaria: “la doncella más bella y encantadora jamás vista”.

Artemisa

La artemisa era un sabor artificial para bebidas alcohólicas y era utilizada constantemente como un astringente para la cerveza, antes que se introdujeran las levaduras. 

Trébol blanco

Para los celtas, el trébol blanco era sagrado, una planta mágica; para los druidas, sus hojas representaban la tierra, el mar y el cielo.

Trébol rojo

Esta es la legendaria especie del trébol de cuatro hojas. En el folklore cristiano, la hoja de trébol representa a la Santa Trinidad del Padre, el Hijo y el Espíritu Santo (así narrado por San Patricio), mientras que la cuarta hoja era símbolo de la Gracia de Dios. 

Mirto de Brabante

Algunos creen que el mirto de Brabante tiene propiedades mágicas cuando se bebe con cerveza. Esto se basa en que esta combinación constituía una bebida inventada por los guerreros nórdicos, que los hacía audaces y valientes para las batallas.  

Tanaceto

Su nombre surge del griego athanaton –inmortal–. El tanaceto fue conocido en la antigua Grecia como la yerba otorgada por Zeus a Ganymede para hacerlo un joven bello e inmortal –algunas leyendas sugieren que Zeus se enamoró de él y lo abdujo al Olimpo–.

Tomillo

De acuerdo a una leyenda, el lugar en el que crezca tomillo, es un sitio sagrado para las hadas. Esta hierba fue utilizada (y posiblemente todavía se utilice) para purificar espacios en ciertos rituales mágicos. 

Escorodonia

Un remedio hebreo para el dolor de cabeza,que requiere hacer un cataplasma de escorodonia, fue registrado por el botánico Dugald Carmichael en el siglo XIX. 

author avatar
Yesica Flores
Soy Yes, blogger desde hace más de 5 años. Me he especializado en el viejo y olvidado arte de divagar

Yesica Flores

Soy Yes, blogger desde hace más de 5 años. Me he especializado en el viejo y olvidado arte de divagar