Los gamers ejercen de pegamento entre bacterias y consolas

0

Son muchas las horas diarias que millones de personas invierten en disfrutar en el mundo de los videojuegos. Es muy complicada dar una cifra exacta de tiempo, lo que es seguro es que cada vez más son las personas que se suman a esta moda. Tampoco es menos cierto que existe un aspecto que se escapa del control de estos jugadores. Éste hace referencia a la cohabitación que tienen bacterias y consolas, y que se escapa a la visión humana.

Tres expresiones de estos seres vivos son los más asiduos en estos dispositivos: Moho, Bacilos, y Estafilococos. Aunque parezca mentira, los mandos de las consolas presentan muchas más bacterias que las que aparecen en el asiento de un inodoro. Datos que se pueden extraer de un exhaustivo estudio llevado a cabo por el casino Betway sobre este campo.

Creado por Betway

Para arrojar más luz a todo este análisis es conveniente acudir a un ejemplo, que explica las razones de esta incidencia de las bacterias en los dispositivos gaming. Se ha descubierto que los botones disparadores de un mando de Xbox tienen la mitad de bacterias que las que existente en el asiento de un retrete. Esta cifra va incluso mucho más allá en la Play Station, ya que en la obra maestra de Sony se encontraron una mediana de 73 bacterias.

Para poner coto privado a estos seres vivos inapreciables cada usuario tiene a la limpieza como su principal amigo. Tener una rutina de pulcritud clara con estos dispositivos puede hacer desaparecer, prácticamente por completo, los Bacilos, Estafilococos e incluso el moho presente en algunas partes de la consola en cuestión.

Creado por Betway

Es cierto que se debe poner especial cuidado cuando se vaya a cometer una limpieza profunda de la consola. Al ser un dispositivo electrónico, los líquidos deben quedar lejos de su uso. Bastaría con un trapo mojado, de microfibra a poder ser, para eliminar el polvo y las huellas dactilares, especialmente de los mandos que es donde se tiene mayor contacto.

Los gamers traen las bacterias a las consolas, pero también pueden erradicarlas con unos sencillos pasos.

Deja un comentario